Entradas etiquetadas como “2000 AD

“Judge Minty”, un “fan film” de Juez Dredd

Juez_Minty

Sí, sé que tardo eones en hacerme eco de las novedades, cuando aparezco acaso para hablar de novedades. ¡Para qué engañarnos! Para hablar a secas. Pero, como ya avisé del tráiler de la más que potable adaptación de Juez Dredd, Dredd (de la que puede que hable algún siglo), aquí me hago eco de otro filme, en este caso un cuasimediometraje: un “fan film” adaptando y desarrollando la historia del Prog 147 de 2000 AD, Juez Minty. Sin más prolegómenos (en inglés sólo, al menos por ahora): (más…)


Primer Tráiler de la nueva adaptación de “Juez Dredd”

Acaban de filtrar el primer tráiler de la nueva adaptación de Juez Dredd, el famoso personaje de 2000 AD que ya sufrió una adaptación allá por el 95 con un Sly que se quitaba el casco (¡herejía!) que muchos recordaremos. El caso es que esta versión no tiena mala pinta para nada, juzgad vosotros mismos… (más…)


Cinefilia post apocalíptica: Hardware

Póster de Hardware

He dejado un poco aparcada mi Cinefilia post apocalíptica… ¡hora de enmendar el error! Avisé que habría robots asesinos, enanos y aparición estelar de Lemmy, al igual que otros grupos y artistas… ¡se trata de la heavy metalera Hardware!

Póster de HardwareTambién conocida como: M.A.R.K. 13 (título alternativo), Genetic Warrior (Francia), Metallo letale (Italia), Hardware, programado para matar (España)

Año: 1990

Director: Richard Stanley

Guiostas: Steve MacManus y Kevin O’Neill (historia original), Richard Stanley

Reparto: Dylan McDermott, Stacey Travis, John Lynch, William Hootkins, Lemmy, Iggy Pop

Género: Terror, Ciencia ficción, thriller

Eslogan: No puedes detener el progreso 

En el siglo XXI habrá una nueva especie en peligro… el hombre

Una de las pocas post apocalípticas (PA) de terror, esta película inspirada en una historieta del universo de Juez Dredd y protagonizada por Dylan McDermott narra la matanza de un androide autorreparable y sociópata en el más oscuro de los futuros posibles. Estética de videoclip, unos cuantos cameos rockeros, mucha sangre y unos efectos bien empleados. Un claro ejemplo de cómo aprovechar un magro presupuesto y no sólo salir airoso, sino demostrar que la buena factura no tiene precio.

La historia es bien sencilla (y no contiene grandes spoilers): (más…)